Una social y muy linda práctica están realizando jóvenes chilenos. Y es que “Café Pendiente” es una iniciativa que invita a realizar una acción solidaria, sin fines de lucro, basada en la confianza. Consiste en pagar anticipadamente un café a alguien que no tiene recursos para comprar una taza de café caliente. Esta idea surgió originalmente en Nápoles, Italia, con el nombre de “Caffè Sospeso” y, gracias a las redes sociales, ya se ha extendido a varios países con muy buena respuesta de la gente.

“Somos un grupo de jóvenes que deseamos invitar a toda la comunidad a realizar un gesto generoso, sencillo y de bajo costo, además de promover un gesto solidario con quienes no tienen recursos. Hemos sido sensibilizados con esta labor que en un comienzo partió en Latinoamérica en Argentina, por lo que decidimos unirnos y llevar a cabo la idea en nuestro país. Este proyecto ha sido desarrollado por www.idealabs.cl para hacer la versión chilena de esta noble causa”, comentan.

Su funcionamiento es simple. Primero, se realiza una invitación abierta a Cafeterías para que se sumen al proyecto. Cada establecimiento que se adheriera a esta causa, tendrá el logo identicándolo como parte de “Café Pendiente”, en material autoadhesivo y un pequeño ache tamaño A4 (21 x 29.7 cms.) con la información necesaria. Cada cliente que ingrese al lugar, podrá consumir su café y dejar pagada otra para quien lo necesite, por situación de pobreza y/o calle.

Todo local gastronómico (cafetería, restaurante, bar, etc.) que sirva café y cualquier persona que pueda y quiera abonar un Café Pendiente, puede participar en la iniciativa, y hoy, mediante una lista de lugares adheridos que se publica y actualiza en su web y en las redes sociales, los usuarios del servicio pueden enterarse de dónde consumirlo. Además, esta lista también se entrega en comedores, iglesias y hospitales.

Un proyecto basado en la solidaridad y en la confianza

Cada espacio gastronómico es libre de poner sus reglas o limitaciones, siempre y cuando cumpla con el compromiso solidario asumido y lo comunique tanto a los compradores como a los consumidores. Por ej. el “café pendiente” podrá tener un precio más accesible o se repartirá en un determinado horario o incluso adicionarlo en la carta menú de ser posible.

En el caso de observar alguna acción irresponsable, puedes contactarnos vía twitter, web o e-mail. Cuando sea necesario, se retirará al local de la lista y el material de identificación.

Si nadie reclama los Cafés Pendientes, podrás comunicarte con nosotros y nos aseguramos de ofrecerlos.

Existen infinidad de posibilidades, variantes e ideas para realizar este proyecto y estamos dispuestos a ayudar a difundirlas.

23 Dic , 2013 0 Comments Destacadas, Noticias, Temas de interés