El público perdona la falta de responsabilidad de algunas empresas, en un corto plazo, porque tenemos una mala memoria colectiva, lo que da cuenta que aún estamos lejos de convertirnos en consumidores responsable

La versión 2013 del estudio de reputación corporativa realizado por Hill+Knowlton Strategies junto a GfK Adimark, constata que los consumidores chilenos son cada año más exigentes en su percepción sobre las empresas y permitiendo que la desconfianza aumente, en cuanto a ellas y a las instituciones.

El estudio abarcó un universo de 4.480 encuestas directas a consumidores, distribuidos en 10 ciudades principales del país, quienes manifestaron su percepción acerca de un total de 69 empresas, pertenecientes a 21 rubros distintos, a las que evaluaron de acuerdo a seis dimensiones.

Según Max Purcell, gerente general de GfK Adimark, la Responsabilidad Social (15,6% del total en la participación de los atributos que se consideran para determinar el nivel de reputación) ha sido valorada en relación a solo ciertos aspectos, al desconocerse las verdaderas acciones de las empresas en esta área, muchas veces porque éstas no logran visibilidad y no llegan a ser conocidas.

La percepción de los consumidores acerca de las empresas, se ve afectada cuando ocurren casos críticos de malas prácticas. Sin embargo, en cuanto a su percepción de la Responsabilidad Social, se ha mantenido en el mismo punto
de apreciación, no ha aumentado ni disminuido.

Esto puede ser una advertencia para el futuro, porque como señaló el experto, es muy importante monitorear la reputación corporativa en los diferentes pilares que la sostienen, siendo la responsabilidad social empresarial, uno de ellos.

De los resultados del estudio se puede inferir también, que el público perdona la falta de responsabilidad de algunas empresas, en un corto plazo, porque tenemos una mala memoria colectiva, lo que da cuenta que aún estamos lejos de convertirnos en consumidores responsables. En este sentido una pérdida de esta capacidad de análisis crítico, puede generar conductas poco beneficiosas para la población y los consumidores, si no hay una actitud ciudadana alerta y bien informada.

Sin embargo los clientes de productos y servicios no sólo son inconformistas en cuanto a la calidad, sino que exigen a las empresas que estén a la altura de sus expectativas y que sean capaces de compartir con la sociedad y su entorno inmediato, parte de las ganancias que obtienen por sus negocios. Entonces, ¿Es clave la Responsabilidad Social?

Margarita Ducci

Directora Ejecutiva
Red Pacto Global Chile (ONU) – Unab

06 Sep , 2013 0 Comments Noticias, Vitrina de Opinión