Con diferencia de pocos días, los chilenos han sufrido dos emergencias de gran magnitud  que han puesto a prueba tanto los servicios básicos y la infraestructura pública, como el ánimo y la capacidad de levantarse de quienes las sufrieron. Las escuelas y la educación en general, por supuesto, también han sido afectadas por el terremoto ocurrido en el norte y el incendio de Valparaíso.

Más de treinta  establecimientos han sido afectados con daños de diversa consideración en las regiones de Arica y Parinacota, Tarapacá y Antofagasta y muchos han tenido que servir de albergue.  En Valparaíso, a su vez,  hasta el momento se han catastrado dos establecimientos con daños y tres funcionan como refugio, además, las clases se han suspendido indefinidamente en toda la región, con todo el problema que eso genera para las familias.

Ante este panorama, las escuelas y liceos muchas veces se ven en problemas, pues no siempre cuentan con las herramientas y apoyos para enfrentar la dificultad y poder volver a la labor educativa de manera normal.

Como forma de ayudar a los establecimientos educacionales afectados por estos desastres, el portal educarchile ha lanzado un especial post-emergencia para las escuelas y familias que lo requieran. www.educarchile.cl/terremoto

Rosario Navarro, directora del portal educarchile, destaca el significado de la iniciativa: “El terremoto del norte y el incendio de Valparaíso han evidenciando la necesidad de apoyo que tienen las escuelas para superar la crisis, tanto en lo curricular como en lo social-afectivo. Como portal educarchile hemos querido poner a disposición de la comunidad educativa recursos y materiales que han sido especialmente desarrollados para acompañar a directivos, docentes, estudiantes y familia en la ardua tarea de ponerse de pie y volver a la normalidad”.

El especial aborda las distintas dimensiones de lo educativo, existiendo así apoyo emocional y social, ayuda curricular y de contenidos y consejos para un liderazgo positivo de los directivos.  También se entrega material para que los estudiantes atrasados puedan ponerse al día en los contenidos de todos los sectores de enseñanza media.

Así por ejemplo, el especial, entrega guías sobre contención emocional, prevención y autocuidado para docentes, directivos y familia. También consejos prácticos para que las familias puedan contener a los niños y potenciar los lazos afectivos que puedan haberse afectado debido a las emergencias.

El sitio, cuenta además con el apoyo y validación del Ministerio de Educación.

Algunos consejos

Guía para directivos:

¿Cómo apoyar a los profesores después de la catástrofe?

–       Conversa personalmente con todos tus docentes

–       Asigna a diferentes integrantes del equipo, una cantidad pequeña de profesores, a fin de que estos puedan ser acompañados de manera más personalizada.

–        Crea las instancias necesarias para que los profesionales de apoyo del colegio puedan asistir a los profesores.

–        Gestiona instancias donde los profesores puedan conversar de manera personalizada con aquellos estudiantes más afectados por la tragedia.

–        Muestra un discurso optimista y positivo al equipo docente.

–       Desarrolla actividades de análisis del proyecto educativo institucional que resalten los valores y principios que guían a la institución y trabájalos con los docentes.

–        Posibilita el encuentro entre docentes

–        Facilita instancias de descanso, recreación o conversación

–       Apóyate en el liderazgo docente

Guía para docentes:

Lo que ayuda:

–       Asumir que algo ha cambiado en nuestras vidas.

–       Reconocer que algo serio nos ha ocurrido en nuestras vidas.

–       Aceptar que hay situaciones en la vida que no dependen de nosotros/as.

–       Tratar de aceptar que lo que sentimos en ese momento es esperable ante situaciones terribles.

–       Darnos la oportunidad de contar lo que hemos vivido, en especial a alguien de confianza.

–       Esforzarnos por dar un paso a la vez.

–       Buscar ayuda si sentimos que lo necesitamos para superar la situación.

Lo que no ayuda:

–       Hacer como si nada hubiera ocurrido.

–       Restar importancia a lo que ha pasado.

–       Culparnos por lo ocurrido.

–       Pensar que lo que sentimos es porque “me estoy volviendo loco/a” o “soy un exagerado/a”.

–       Aislarnos y no contarle a nadie lo que nos está pasando.

–       Tratar de resolver toda la situación de una sola vez.

–       Sentir que debemos salir solos/as de la situación.

12 May , 2014 0 Comments Destacadas, Noticias, Temas de interés