Inicia marzo y con ello el retorno de la mayoría de las personas a sus labores de trabajo, luego de haber disfrutado las tan ansiadas y merecidas vacaciones. Pero lo cierto es que para la mayoría, volver al trabajo se vuelve una tarea difícil, y no sólo porque deben cambiar la hora de levantarse en sus relojes, sino que porque hay rutinas que deben retomarse, incluso la de la alimentación. Pero, al mismo tiempo, hay que hacer esfuerzos para mantener la energía y descanso que se consiguió durante el período de descanso.

“Volver a trabajar puede causar algunos síntomas que son conocidos bajo el síndrome postvacacional, pero lo más importante es no perder la calma ni agobiarse de más, ya que se trata de un periodo de adaptación que puede durar entre una y dos semanas solamente”, explican en Sodexo Servicios de Beneficios e Intensivos. De esta manera, hay que considerar que este periodo de adaptación, así como las medidas que se toman para tener un mejor regreso al trabajo, finalmente son beneficiosas para el colaborador, ya que pueden permitirle tener un retorno más planificado.

En este contexto, la compañía experta en temas de calidad de vida, presenta algunas recomendaciones para organizar de mejor manera la vuelta al trabajo:

• Retorno de golpe: No volver a trabajar al día siguiente de las vacaciones. Lo idea es estar algunos días en la casa antes de volver.

• Pauta de sueño: Se recomienda retomar el horario habitual de acostarse unos días antes de volver a trabajar para que el cambio no sea tan brusco.

• Actividad física: Un dato saludable para botar energías y estrés es hacer deporte para minimizar el golpe brusco de volver al trabajo o cualquier otra ansiedad ligada al comienzo del año laboral.

• Metas a corto plazo: Volver a trabajar con tareas a corto plazo para que la vuelta sea más tranquila y de forma progresiva.

• Sin trabajo en la casa: Durante el periodo de adaptación, las dos primeras semanas, evitar llevarse trabajo para la casa para adelantar, aprovechando así los momentos de descanso. Esto además debería una regla durante todo el año.

• Dieta saludable y equilibrada: Repartir las comidas durante el día en menores cantidades para evitar la sensación de hambre. Y, como siempre, beber mucha agua.

• Actitud positiva: Tomarse los desafíos con buena actitud para que las actividades se realicen con tolerancia y concentración.

• Planes de fin de semana: Para no hacer la semana laboral tan pesada, se pueden organizar actividades los fines de semana, tales como, idas al cine, salir a comer, ir al parque, entre otras, para volver más relajados a trabajar.

En Sodexo Servicios de Beneficios e Incentivos comentan que “todas las personas son distintas, por esto, las recomendaciones no son iguales para todos. Cada uno debe evaluar cómo se siente y qué acciones son las que más le acomodan. Una sugerencia es no apurar los procesos y tomarse el regreso con calma, ya que la mayoría de las personas no cuentan con otra instancia durante el año para descansar, que no sea el verano”.

A modo de conclusión y considerando que gran parte del día se pasa en el trabajo, la mejor recomendación es tomar el tiempo necesario para descansar, pero durante todo el año, es decir, aprovechar los días libres, los fines de semana y feriados para hacer actividades que salgan de la rutina y que permitan relajarse.

Cabe destacar, que Sodexo es adherente a Red Pacto Global Chile, entidad de las Naciones Unidas que en Chile funciona al alero de la UNAB.