• Evento fomenta respeto por los derechos humanos en actividades empresariales.

  • Más de 50 oradores compartirán experiencias desde la perspectiva estatal, empresarial, académica, de la sociedad civil, entre otras.

  • Organiza ONU Derechos Humanos con apoyo de la UE, OCDE y OIT en el marco del proyecto “Conducta Empresarial Responsable en América Latina y el Caribe”.

Las agendas nacionales y regionales, encargadas de promover una conducta empresarial responsable, respetuosa con los derechos humanos, celebraron un importante encuentro en Santiago de Chile: durante el 3 y 4 de septiembre se realizó la Cuarta Consulta Regional  sobre Empresas y Derechos Humanos, en la sede de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

La Consulta reunió a más de 50 expositores en torno al tema, incluyendo delegados estatales, directivos de empresas, asociaciones de trabajadores, organizaciones gremiales, grupos comunitarios, así como a defensores de derechos humanos y medioambientales, líderes indígenas, académicos y representantes de organismos internacionales y regionales.

Desde distintas ópticas, las y los participantes dialogaron sobre las acciones necesarias para fomentar el comportamiento empresarial responsable en la región, incluyendo herramientas que ayudan a las empresas a prevenir, mitigar y remediar los impactos de sus operaciones y cadenas de suministro sobre las personas, el planeta y la sociedad.

Esta cuarta edición de la Consulta Regional fue organizada por la Oficina para América del Sur del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH) y el Grupo de Trabajo de las Naciones Unidas sobre las Empresas y los Derechos Humanos. Por primera vez, la Consulta se realizó en el marco del proyecto “Conducta Empresarial Responsable en América Latina y el Caribe”, que ONU Derechos Humanos implementa junto a la Unión Europea, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Con mirada al futuro

La IV Consulta fue inaugurada por el Ministro de Justicia y Derechos Humanos de Chile, Hernán Larraín, quien saludó la Consulta como un espacio de convergencia en la región. También mencionó ejemplos de cómo la colaboración entre distintos sectores contribuye al respeto de los derechos humanos en el marco de las empresas.

En representación de la CEPAL, el Secretario de la Comisión Luis Fidel Yáñez se refirió a la evolución de la Consulta Regional sobre Empresas y Derechos Humanos en los últimos años. También señaló la coherencia de esta iniciativa con la Agenda 2030, que promueve la construcción de alianzas multisectoriales que sitúen a las personas al centro del desarrollo sostenible.

Cuarta Consulta Regional sobre Empresas y Derechos Humanos

“Si bien en todo el mundo se están produciendo importantes avances jurídicos, normativos y de políticas públicas en la región, aún no se han materializado plenamente los resultados esperados de esos esfuerzos”, señaló por su parte Birgit Gerstenberg, representante de ONU Derechos Humanos para América del Sur.

“Este es un espacio único de diálogo, de intercambio de buenas prácticas y lecciones para la promoción de una conducta empresarial responsable en la región, cuya piedra angular es el respeto a los derechos humanos”, subrayó.

El evento prosiguió con una sesión de alto nivel, que contó con la participación del director de la Oficina de la OIT para el Cono Sur de América Latina, Fabio Bertranou; la Presidenta del Grupo de Trabajo de la OCDE sobre Conducta Empresarial Responsable, Christine Kaufmann; la representante indígena amazónica de Ecuador, Patricia Gualinga; la Vicepresidenta de Relaciones Internacionales de la Central Unitaria de Trabajadores de Chile, Tamara Muñoz; y la Directora de la Bolsa de Santiago, Jeannette von Wolfersdorff. La moderación estuvo a cargo del integrante del Grupo de Trabajo de la ONU sobre Empresas y Derechos Humanos, Dante Pesce.

Cuarta Consulta Regional sobre Empresas y Derechos Humanos

Durante el diálogo, las y los participantes reflexionaron que ningún actor puede avanzar por sí solo en el camino hacia el desarrollo sostenible. En ese sentido, se destacó la amplia diversidad de voces y perspectivas que se reúnen en la IV Consulta, entendiendo que el enfoque colaborativo es fundamental para abordar el tema de empresas y derechos humanos en un contexto mundial desafiante.

También se discutió sobre cómo apoyar la creación de un ambiente propicio para el desarrollo de prácticas empresariales que sean respetuosas con los derechos humanos, por medio de una combinación inteligente de medidas obligatorias y voluntarias.

Plenarias, eventos paralelos y participación

En su cuarta edición, la Consulta Regional incluyó discusiones distribuidas en varias sesiones y paneles, donde se abordaron, entre otras, cuestiones como el papel de las empresas frente al cambio climático -como antesala de la conferencia COP 25-; la debida diligencia corporativa en derechos humanos; la rendición de cuentas y los mecanismos de reparación; así como la protección de las personas defensoras de derechos humanos en este contexto.

Por segundo año consecutivo, durante la Consulta se realizaron 12 eventos paralelos gestionados por diversas organizaciones, sobre temas como las empresas estatales, los derechos de los pueblos indígenas y la generación de iniciativas multiactor para fomentar la implementación de los Principios Rectores de la ONU sobre empresas y derechos humanos.

“Abrimos la discusión para que actores interesados propusieran y organizaran actividades al alero de la Consulta, como una forma de fomentar su participación y empoderamiento sobre el tema de derechos humanos y empresas”, apuntó al respecto Birgit Gerstenberg.

Los resultados recogidos en la IV Consulta para América Latina y el Caribe se integrarán al octavo Foro de las Naciones Unidas sobre Empresas y Derechos Humanos, evento global que se celebrará a fines de noviembre en Ginebra, Suiza.