En Chile se desechan cerca de 2.400 toneladas de esta fuente de energía y, en promedio, cada unidad demora mil años en degradarse. Ante esto, reciclar puede ser una muy buena opción.

Desde el 15 de mayo Sodimac Homecenter recibirá baterías en desuso y junto con Eco-Valor las reciclará.

Subirse al auto, bajar los vidrios, prender la radio y echarlo andar. Todas tareas necesarias antes de manejar por las calles de la ciudad, pero que no serían posibles sin la presencia de un objeto fundamental: las baterías. Y como todo en la vida, tienen un periodo útil y el problema se presenta cuando esa etapa termina, porque, aunque el 70% son recicladas, aún resta un 30% que quedan dando vueltas, las que podrían causar graves daños al medio ambiente.

Esto porque cada batería contiene ácidos, plásticos y plomo, por lo que cuando no son desechadas como corresponde, se convierten en uno de los residuos más contaminantes que existen, dañando el suelo y el agua, en caso de que liberaran su contenido. Y si a esto se agrega que en Chile más de un millón de baterías quedan fuera de uso al año, es un problema que se debe atacar cuanto antes.

Para evitar estos efectos, Juan Carlos Corvalán, gerente de sostenibilidad y asuntos legales de Sodimac Homecenter explica que es necesario reciclar y reutilizar todas las partes posibles que constituyen la batería, pero, además, se debe evitar almacenarlas en los hogares y entregarlas o venderlas en lugares informales o no autorizados, y nunca drenar sus líquidos.

Conscientes de esto, Sodimac Homecenter inicia su campaña Que Nada se Pierda de baterías. “Desde este 15 de mayo, recibiremos todas las baterías de automóvil en desuso en los mesones de post venta y junto con la fundación Eco-Valor las reciclaremos, para que juntos cuidemos la casa de todos”, comentó el ejecutivo.

Además, la campaña, que dura hasta el 15 de junio, promete que por cada batería reciclada se plantará un árbol en Santa Olga, localidad de la Región del Maule afectada por los incendios del 2017.

De acuerdo con el ejecutivo, esta iniciativa ha reciclado más de 100 mil baterías desde 2014, equivalentes a 1.300 toneladas de material que, de no ser tratado de manera correcta, habrían generado graves daños al medio ambiente.

Si bien esta campaña durará un mes, Sodimac Homecenter recibirá durante todo el año las baterías en desuso y trabajará junto con Eco-Valor en su reciclaje.

 

Hay vida para la batería del auto después del desgaste

Cabe destacar que Sodimac es una empresa adherida a Red Pacto Global Chile, la iniciativa de sostenibilidad empresarial de Naciones Unidas más grande del mundo.