Debido a la contingencia sanitaria, muchas actividades cotidianas se han trasladado a la esfera digital, especialmente la educación y el ocio, lo que abre un flanco para los ciberataques.

Una mayor conexión arrastra consigo una mayor responsabilidad. Y así como aumenta la digitalización, existe también una mayor exposición a los ciberataques. Para enfrentar esta amenaza, es fundamental que cada usuario sea consciente de las acciones que realiza y de los datos que comparte en el entorno digital. Y esto es todavía más importante cuando hablamos de los menores de edad.

Es por lo anterior que en el marco de la celebración del Día del Niño esta semana, el Ministerio del Interior, a través de su Equipo de Respuesta ante Incidentes de Ciberseguridad (CSIRT de Gobierno), el Ministerio de Desarrollo Social y Familia, a través de la Subsecretaría de la Niñez y la empresa de tecnología y telecomunicaciones Entel, a través de un alianza publico privada, presentan esta nueva “Ciberguía de Mediación Parental”, herramienta que busca entregar consejos para que padres, madres y/o tutores puedan acompañar y apoyar a niños, niñas y adolescentes en la inmersión al mundo digital, de manera informada y responsable.

“Nuestros niños necesitan del acompañamiento y la enseñanza de sus padres para usar internet, ya que necesitan conocer de los peligros que conlleva el ciberespacio y cómo protegerse”, explica el Subsecretario del Interior, Juan Francisco Galli. “Por eso creamos esta nueva ciberguía, que además de ayudar a los padres a educar a sus hijos en prácticas digitales ciberseguras, representa un nuevo ejemplo de colaboración público-privada, algo que ha estado impulsando el CSIRT de Gobierno, dependiente de esta Subsecretaría”, agregó.

El apoyar la mediación parental en el uso de la tecnología es particularmente relevante hoy en día, ya que la crisis sanitaria ha llevado a que muchas acciones cotidianas se trasladen a la esfera digital, especialmente la educación, lo que implica que niños, niñas y adolescentes estén aún más conectados. Es fundamental, entonces, que los adultos eduquen y acompañen a sus hijos a través de la mediación parental digital, que consiste en guiar y proteger a los niños, niñas y adolescentes para enfrentar los problemas que pueden tener al navegar por internet.

Entre estos riesgos se encuentran (entre otros) el acceso a contenido inapropiado, la exposición a noticias falsas, fraudes, ser víctima de ciberacoso y situaciones de grooming, que es cuando un adulto se hace pasar por un menor para engañarlos ganando su confianza.

Consejos concretos para una navegación más segura

A través de la ciberguía que presentamos hoy buscamos entregar una serie de medidas y acciones específicas que recomendamos adopten los padres y/o tutores para enfrentar las amenazas que existen en la red.

“Entre los consejos que entregamos en esta guía está supervisar el uso que los niños le dan a internet, conocer sus gustos y amigos en línea, incentivarlos a compartir sus actividades y establecer límites coherentes y conversados, definiendo juntos cuánto tiempo y dónde podrán conectarse”, detalla Galli. Y agrega “también llamamos a los padres a fijarse en los términos y condiciones generales de uso de cada red social, revisar si los niños cumplen con la edad mínima para usarlas y que las configuraciones de seguridad y privacidad sean las adecuadas para cada aplicación y sitio web”.

Sobre la creación de esta guía, la Subsecretaria de la Niñez, Blanquita Honorato, manifestó que “Internet ha permitido que muchos niños, niñas y adolescentes puedan continuar con sus estudios, mantenerse en contacto con sus amigos y familia durante esta pandemia. Sin embargo, esto los ha hecho más vulnerables a riesgos como el cyberbullying, grooming, etc. Queremos ayudar a padres, madres y cuidadores a crear instancias de conversación, respeto y confianza mutua con niños, niñas y adolescentes para protegerlos y guiarlos mejor en el uso de su tiempo en Internet. Esperamos que esta guía pueda crear lazos de confianza para que cuando niños, niñas y adolescentes se enfrenten a una situación de riesgo, puedan pedir ayuda y ser acogidos con el cariño y la empatía que necesitan“.

“Si bien solemos hablar de que las nuevas generaciones son nativos digitales y entienden el funcionamiento de las aplicaciones y aparatos tecnológicos, en general es poca la información que tienen sobre cómo protegerse de los ciberataques. Ahí, los padres y tutores cumplen un rol fundamental en educarse en esta materia y traspasarles el conocimiento. Queremos acercar las infinitas posibilidades que da la tecnología a las personas, de manera responsable, abordando materias de auto cuidado y concientización, junto con relevar la importancia del rol de los padres en la mediación parental digital”, explicó Claudio Anabalón, Director de Asuntos Públicos de Entel.

La nueva ciberguía de mediación parental define cómo apoyar a los niños en cada etapa de su desarrollo según la edad:

– De 0 a 2 años: evitar que tengan contacto con las pantallas.

– De 3 a 5 años: intentar conectarlos esporádicamente y por períodos cortos, acompañándolos, seleccionando contenido acorde a su edad y configurando un control parental en los dispositivos que utilicen.

– De 6 a 9 años: comenzar a limitar la conexión y estar junto a ellos para saber qué hacen en internet, conocer sus contactos y enseñarles a identificar y buscar un contenido adecuado y de calidad.

– De 10 a 13 años: los tiempos de conexión pueden variar según su edad, pero aun así se debe seguir supervisando el contenido, saber con quiénes interactúan o la actividad que tienen en línea.

– Mayores de 14 años: en esta etapa, es importante reforzar lo ya aprendido, promoviendo el contenido positivo tanto en el ámbito formativo como de esparcimiento, y mantener una buena comunicación sobre sus actividades en línea, fomentando su capacidad crítica.

Finalmente, una buena herramienta es la que brinda el control parental. De esta manera, niños, niñas y adolescentes solo pueden acceder a contenido apropiado para ellos, limitando el tiempo y uso de la red. Además, estas aplicaciones permiten tener un registro de las actividades que llevan a cabo en los dispositivos móviles o plataformas de streaming. Sin embargo, no reemplazan el hecho de que los adultos deban acompañar a los menores. Para más recomendaciones, consejos y sugerencias respecto al manejo de plataformas online visitar https://entel.cl/ciudadano-digital.