Por María Inés Salamanca, especialista de alianzas estratégicas de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe.

Impulsados por ONU Mujeres y el Pacto Global de las Naciones Unidas desde 2010, los Principios WEPs invita al mundo empresarial a ser un catalizador del cambio hacia la igualdad de género en el lugar de trabajo, el mercado y la comunidad. En particular, el Principio 5 releva la importancia de incorporar empresas que son propiedad de mujeres en las cadenas de suministro corporativas, buscando revertir la situación actual en la cual las adquisiciones a empresas pertenecientes a mujeres representan solamente el 1% de las compras corporativas2 a pesar de representar más de 1/3 de los negocios a nivel mundial. Promover la igualdad de género mediante políticas y prácticas de adquisición inclusivas en las empresas, permite a las empresas contribuir a un cambio socioeconómico importante para las mujeres a escala mundial y contribuir decisivamente en el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y no dejar nadie atrás.

Es por ello que ONU Mujeres trabaja de la mano con el sector empresarial, desde los Principios y la Comunidad de Empresas WEPs, conformada hoy por más de 7000 empresas a nivel mundial y más de 2000 en América Latina y el Caribe, para transformar estas prácticas y eliminar los obstáculos que enfrentan las empresas lideradas por mujeres para incorporarse en las cadenas de suministro como proveedoras. Entre las iniciativas de ONU Mujeres en América Latina y el Caribe, se encuentra la presentación de la importante guía “El Poder de las Adquisiciones: Cómo Adquirir Productos y Servicios de Empresas que son Propiedad de Mujeres” la cual sensibiliza y brinda orientaciones y recomendaciones a las empresas para establecer medidas y objetivos claros para diversificar su base de proveedores. Asimismo, se ha desarrollado una Comunidad de Práctica regional de colaboradoras/es de empresas adheridas a los WEPs enfocada en identificar los desafíos y co-construir soluciones para fomentar las compras sensibles al género en las organizaciones.

ONU Mujeres también impulsa soluciones prácticas en Latinoamérica para acercar la oferta de productos y servicios con la demanda, para apoyar a emprendedoras a visibilizar sus negocios, construir redes y acceder a nuevos mercados. Entre las iniciativas destacadas y transformadoras de la región, se encuentran la plataforma de comercio electrónico Hecho Por Mujeres, iniciativa del Programa Conjunto de Protección Social de las Naciones Unidas en Costa Rica implementado por ONU Mujeres, el PNUD, la OIT, la FAO, con el liderazgo del IMAS y MDHIS, y la iniciativa ActivaEmpresarias, impulsada por el Sistema de las Naciones Unidas en Chile bajo el liderazgo de ONU Mujeres, en alianza con Corfo y ProChile, la cual constituye una

plataforma colaborativa, inclusiva, con potencial asociativo que busca conectar la oferta de empresarias proveedoras con los requerimientos de productos y/o servicios de empresas compradoras.

Las alianzas entre actores para implementar compras sensibles al género son fundamentales en la búsqueda de soluciones innovadoras a favor de la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres. Invitamos a las empresas a sumarse a este importante desafío.